Viviendo el llamado juntos. Mateo 28:18-20

Misión

full-color-spanish (Custom) (6)

La iglesia Alianza Cristiana y Misionera de Miami existe para obedecer y glorificar a Dios, ganando a otros para Cristo, consolidándolos y discipulándolos para cumplir la Gran Comisión

¿Qué es la Alianza Cristiana y Misionera?

La Alianza Cristiana y Misionera es una alianza de creyentes evangélicos, unidos en iglesias locales, comprometidos a cumplir la Gran Comisión dado por nuestro Señor Jesucristo. Mateo 28:19 y 20 nos instruye, “Por tanto , id, haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en nombre del Padre, el Hijo y el Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado.”

Somos una entidad cristiana porque creemos en Jesucristo y le seguimos como Salvador y Señor. Somos misioneraporque no hemos comprometido a llegar a gente no alcanzada con las buenas nuevas de Jesucristo.

Estamos integrados por personas renacidas por la fe en Jesucristo, por lo cual, nos sujetamos a Él, como cabeza de la Iglesia, así como a los principios de la Biblia, La Palabra de Dios.

 

¿Qué cree nuestra Iglesia?

Enfatizamos la necesidad de una conversión espiritual auténtica a Cristo, una vida llena del Espíritu Santo, y servicio eficaz. Enseñamos la centralidad de Cristo, que expresamos de la siguiente manera: “Jesucristo Salva, Santifica, Sana, y Viene otra vez.”Nuestra Iglesia profesa la doctrina contenida en los siguientes principios de Fe:

• Creemos Que hay un solo Dios infinito, inmutable y perfecto, creador y sustentador de todas las cosas, de eterna existencia en las tres personas de la trinidad: Padre, Hijo y Espíritu Santo; tres en uno y uno en tres.

• Creemos que el Señor Jesucristo es verdadero Dios y verdadero hombre. Fue concebido por virtud del Espíritu Santo; nació de la virgen María; vivió sin pecado y murió en la cruz, el justo por los injustos en sacrificio de substitución. Es salvador de todos lo que en arrepentimiento ponen su fe en El y le reciben como tal personalmente. Se levantó corporalmente de entre los muertos en cumplimiento de las Sagradas Escrituras. Hoy está a la diestra de Dios como nuestro Sumo Sacerdote y único mediador entre Dios y los hombres. Vendrá otra vez para establecer su reino de justicia y paz.

• Creemos que el Espíritu Santo es la tercera persona de la Santísima Trinidad, enviado a habitar en el creyente para guiarle, enseñarle y llenarle con su poder, como también para convencer al mundo de pecado, justicia y juicio.

• Creemos que las sagradas escrituras, compuestas por 66 libros divididos en el Antiguo y Nuevo Testamento, fueron sobrenatural, plenaria y dinámicamente, inspiradas por Dios en su forma original, y constituyen así la Palabra infalible de Dios y su revelación completa del camino de salvación para el hombre y su única regla de fe y conducta cristiana. Que cada creyente en Cristo, guiado por el Espíritu Santo, puede estudiar personalmente las Sagradas Escrituras para beneficio de su vida espiritual.

• Creemos que el hombre, originalmente creado a imagen y semejanza de Dios, cayó por desobediencia, trayendo así la muerte física y espiritual sobre la raza humana. El hombre nace desde entonces con una naturaleza pecaminosa, separada de Dios y en camino al infierno.

• Creemos que el destino del impenitente e incrédulo es una existencia en tormento eterno.

• Creemos que el destino del creyente es una existencia en espíritu, alma y cuerpo glorificado, de eterno gozo y bienaventuranza en la presencia de Dios.

• Creemos que es la voluntad de Dios que cada creyente experimente la plenitud del Espíritu Santo en su vida, la cual se inicia con una experiencia de crisis posterior a su conversión, y continúa en forma progresiva y en obediencia a su Palabra, recibiendo así el poder necesario para lograr una vida santa para la honra y gloria de Dios.

• Creemos que Dios tiene poder para sanar cualquier enfermedad. Por lo tanto, oramos a favor de los enfermos ungiéndolos con aceite en el nombre del Señor Jesucristo según las enseñanzas de la Palabra de Dios.

• Creemos que la Iglesia universal está compuesta por los santos de todas las edades y que Jesucristo es su cabeza. La Iglesia ha sido comisionada para predicar el evangelio a toda criatura en todas las naciones, bautizándolas en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a cumplir con todos los mandatos de Cristo.

• Creemos que Cristo volverá corporalmente por segunda vez a esta tierra, para establecer su reino. Su venida es inminente y creemos que será premilenial.